El sindicato, que lo viene solicitando desde marzo, advierte que el problema se agravará el 25 de mayo con la incorporación de los técnicos de educación infantil

La sección sindical de UGT en la Sociedad Regional de Educación, Cultura y Deporte (SRECD), organismo del que dependen las entidades y servicios culturales y educativos del Gobierno de Cantabria, criticó hoy en un comunicado que este lunes 11 de mayo vayan a abrir sus puertas al público La Biblioteca Central y el Archivo Histórico en Santander y la Biblioteca de la Casa de Cultura en Torrelavega, “sin un plan de contingencia del coronavirus”.​

El sindicato, que viene demandando a la empresa pública regional desde el pasado mes de marzo un plan de contingencia del coronavirus y medidas para fomentar el teletrabajo y reducir el riesgo de contagios para todos los trabajadores, subraya que “no es admisible que se reabran centros de trabajo sin las medidas adecuadas para evitar los contagios y la propagación, y menos, los de una administración pública que tiene que dar más ejemplo que nadie”.

UGT agrega que la SRECD sólo ha comunicado que “este mismo lunes se explicarán medidas preventivas y se repartirán equipos de protección individual (EPIs) entre los trabajadores afectados poco antes de comenzar su jornada laboral presencial, lo que no deja de ser inaceptable cuando espacios como bibliotecas o museos públicos necesitan de una serie de medidas preventivas perfectamente organizadas, que incluya un estudio de las zonas (de trabajo, de descanso y áreas comunes) y su riesgo de contagio.

“Mientras los representantes sindicales de funcionarios y laborales de Cantabria negocian con el Gobierno la vuelta al trabajo presencial y escalonada en la apertura de sus centros, la SRECD impone la vuelta de todos los trabajadores al tiempo, desconociendo los que son sensibles, y obviando el problema de la conciliación de la vida laboral y familiar, ya que los niños permanecen en sus casas”, precisa el sindicato.

Preocupación por la reapertura

UGT manifiesta su “más profunda preocupación ante la apertura de los centros culturales y aulas en las actuales circunstancias, entendiéndolo como una irresponsabilidad por parte de la SRECD, pudiendo tener graves consecuencias para la salud de los trabajadores de la sociedad y de los propios ciudadanos”.

 El sindicato recuerda que el pasado 5 de mayo, en la última reunión del Comité de Seguridad y Salud de la SRECD, la empresa pública comunicó a las organizaciones sindicales que ya había trabajadores en jornada presencial en otros centros, como en el Palacio de Festivales o en la Filmoteca, “lo que hace aún más incomprensible que no se haya elaborado todavía un plan de contingencia consensuado con el comité de empresa, tal y como marca la ley, y que tenga también en cuenta la coordinación preventiva con empresas subcontratadas”.

UGT añade que en una posterior reunión del Comité de Seguridad y Salud celebrada este viernes 8 de mayo “todos los sindicatos del comité de empresa respaldaron “nuestra preocupación por la necesidad de un plan de contingencia urgente”.

El 25 de mayo, los técnicos de aulas de dos años

La sección sindical de UGT en la Sociedad de Educación, Cultura y Deporte de Cantabria recalca también en su comunicado que “el problema irá a más a medida que se vayan reincorporando más trabajadores y trabajadoras, como el próximo 25 de mayo, cuando lo hagan los técnicos superiores de educación infantil de las aulas de dos años.

Por ello, el sindicato vuelve a solicitar a la SRECD que “se ponga a la tarea y elabore un plan de contingencia completo de todas sus instalaciones y servicios con el de sus correspondientes plantilla” y matiza que “para ello tendrá que contar con los trabajadores y sus representantes legales”.

http://www.cantabriafesmcugt.es/wp-content/uploads/2020/05/Comunicado-SREC-Parlamento.-9-de-mayo-de-2020-1.pdf